Los celos no son incluidos en el manual de diagnóstico DSM-IV-TR como trastornos, ahora bien, en algunos casos pueden ocasionar problemas en la familia.

Por eso es recomendable evaluarlos y solicitar ayuda cuando las conductas de celos, desobediencia, ansiedad en el niño aparezcan más allá de los seis años, se prolonguen en el tiempo, produzcan grandes trastornos emocionales o se asocie con otros problemas, el funcionamiento familiar este muy deteriorado o esta conducta interfiera en otras.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR